Google+

'Falsos dioses', de Graham McNeill

Falsos dioses.  False gods. Graham McNeill. 2006


Falsos Dioses es la segunda novela dentro de la saga de ciencia ficción La herejía de Horus, siendo precedida por Horus, Señor de la guerra. 2006




Después de vencer al falso emperador en el planeta 63-19, las huestes del Señor de la guerra, el Primarca Horus, se encaminan al planeta llamado Murder, a enfrentarse a terribles xenos conocidos como Megarácnidos.

Después de sangrientas batallas, el Señor de la guerra aconsejado por sus mas cercanos guerreros, el Mournival, toma un respiro, y hasta se da tiempo de invitar a rememoradores, los historiadores imperiales, para que transcriba sus hazañas.

Hasta que el consejero Erebus convence a Horus de que el capitán Eugan Temba, el cual se encuentra posicionado en Davin, la luna de 63-19, ha traicionado al Emperador y se ha autoproclamado Señor de ese satélite.

Los Astartes y demás marines imperiales, acompañados de los fabulosos Titanes,  se preparan para atacar a la nave Gloria de la Tierra, y poner fin a este traicionero capitán.

Lo que sucede aquí cambiara la historia del imperio de la humanidad.



Esta novela continua la saga mas interesante (para mi gusto) del juego de mesa Warhammer 40,000.

Hay dos puntos que son notables y considero conveniente remarcar, el estilo de la novela esta impregnado con un machismo increíble, todos los personajes segregan testosterona en lugar de sudor, y están furiosos el 99% del tiempo. Lo que salva a la novela es que no hay descripciones de ningún tipo, y está muy fluida.

El segundo punto es que la traducción esta horrible, hizo que me rechinaran los dientes algunas veces, no me considero todo un parangón de la ortografía, pero los errores del libro son infantiles, parece traducida con el traductor automático de Google.

A pesar de todo me la pase bien, apague el cerebro y me relaje leyendo las aventuras de esos fortachones, y cuando me imaginé a los protagonistas con las caras de Stallone, Schwarzenneger y Bruce Willis me la pase doblemente mejor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario